miércoles, 11 de diciembre de 2013

Compás

Compás: Fragmentos de igual duración en los que se divide una obra musical. Están delimitados por las "líneas divisorias."


Los compases pueden ser BINARIOS, TERNARIOS y CUATERNARIOS, según el número de tiempos o partes que contengan.


Indicación de compás:
El compás se indica con un quebrado que se sitúa tras la clave al principio del pentagrama. El numerador indica el número de tiempos que tiene el compás. El denominador nos indica la figura que ocupa cada tiempo. Observa el ejemplo de 3/4.

Esta es la relación entre figuras y cifras:
1 equivale a la redonda.
2 equivale a la blanca.
4 equivale a la negra.
8 equivale a la corchea.
16 equivale a la semicorchea.
32 equivale a la fusa.
64 equivale a la semifusa.

Por lo tanto la indicación 3/4 indica que el compás tiene 3 tiempos y que cada tiempo es ocupado por una negra. El 4 simboliza a la negra porque la negra es 1/4 parte de la redonda.

Compases simples y compuestos:
En el compás simple, cada tiempo se divide en mitades, se subdivide en dos. En el caso de un compás de 4/4, cada tiempo se divide en 2 corcheas, por ejemplo.
En los compases compuestos, cada tiempo se subdivide en tres. Sabemos que un compás es un compás compuesto porque el numerador es 6, 9 ó 12.

Por ejemplo: el compás de 6/8. Este compás es un compás binario de subdivisión ternaria → 


- Tiene 2 tiempos, la figura que llena un tiempo es la negra con puntillo, y cada tiempo se subdivide en tres partes: 3 corcheas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada