viernes, 7 de mayo de 2010

De Belén Gopegui.

     "Odiaba su música. Normalmente son los padres los que odian la música de sus hijos. Pero es que: uno, yo no tenía música; dos, a ellos les daría igual que la hubiese tenido porque yo no iba vendiéndoles a ellos lo que me gustaba. A lo mejor no debía contártelo. ¿Qué importa? Tener dieciséis años y no tener música. Hay chicas de mi edad que no tienen padres ni familia, ni cama, yo qué sé. Vale, ¿y para qué sirve comparar? Las cosas tienen que estar bien porque lo están, no porque sean mejores o peores que ninguna otra."[...]

[...] "Creo que tener dieciséis años, llamarse Martina y no haber tenido música es un asqueroso desastre. Porque si la hubiera tenido sentiría que pertenezco a algún sitio, supongo. Tener música es como tener un código. Y es extraño porque yo creo que sí tengo un código."

 Deseo de ser Punk, Belén Gopegui.


Belén Gopegui y "Deseo de ser punk"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada